Vida submarina

La Agenda 2030 apuesta por proteger la vida submarina en todas sus formas, que se ve amenazada por la contaminación, los plásticos y la sobrepesca y la pesca ilegal.  

Específicamente, tiene como objetivo: reducir la contaminación; crear reservas marinas y áreas protegidas donde se prohíba la pesca; y explorar formas de reducir la cantidad de plástico en el mar, gran parte del cual son desechos de la pesca y la industria.  

Los océanos juegan un papel fundamental en el bienestar de la humanidad y el desarrollo social y económico del planeta. Los océanos y mares son muy importantes para el planeta, cubriendo más de dos tercios de su superficie. Producen la mitad del oxígeno que respiramos y absorben el 30% de las emisiones de dióxido de carbono, frenando el efecto del cambio climático, aunque esta capacidad ahora está disminuyendo debido a la acidificación (presencia de sustancias químicas que matan a los peces y al ecosistema marino).